Skip links

Desde el encierro – Cocó Garzón

Desde el encierro, pienso, pienso y pienso en las consecuencias del “acuarentelamiento”. Pienso en los que padecen, en los que mueren mientras yo estoy en mis cuatro paredes.  En los profesionales de la salud cuya única defensa es un ambo, en las fuerzas de seguridad que nos protegen de nuestra propia estupidez, en los que nos proveen para que podamos quedarnos quietos, en aquellos que recogen nuestra basura para que no nos infectemos de otra cosa, en resumen pienso en aquellos que nos cuidan poniendo su cuerpo como escudo.

Y de pronto nos llegó la Pascua de Resurrección mientras el mundo lucha contra la muerte. 

Es gracias a ella que descubrí que las cuatro paredes no son una cárcel, es mi hogar, que los afectos que extraño es porque los tengo, no puede añorarse lo que no se conoce. Soy consciente más que nunca de la bendición de las mesas largas, de los niños corriendo alrededor, de las montañas de platos que he lavado porque en ellos compartimos la comida que era un pretexto para reunirnos, del cansancio de la noche del domingo por haber tenido mi casa llena de la gente que hoy tengo dimensión de cuanto amo.  

Este domingo de Pascua he visto como el jardín ha florecido a destiempo, la naturaleza se niega a dar paso al otoño y con eso me dice que todo es posible, que hay esperanza, que nada importa más que la vida y que lo que vale es intangible. 

Dios proteja nuestras familias mientras nosotros Resucitamos a una nueva forma de vivir. 

Felices Pascuas!!!!!!

Cocó Garzón,

57 años 

Abogada y escritora

Córdoba Capital, Argentina

Foto: Mauricio Artieda / Pexels

Dejar un comentario