Skip links

Coronalibros – Raquel Acosta

¿Cuáles son nuestras cadenas?

Alguien escapa de un encierro, pero una vez iniciado el camino de su libertad decide volver ¿Por qué vuelve? ¿Será que todo escape es un retorno? Primero hay que pensar y tratar de responder ¿Cuáles son nuestras cadenas? Segundo ¿puede algún prisionero darse cuenta de su situación? No somos totalidad, somos fragmento; en el aislamiento nos propusieron una salida igualitaria pero no todos viven en iguales condiciones, hay una solapa que es la desigualdad

El estado vela por los límites de esas familias desfavorecidas; o tiene que;  por otro lado “el tiempo está fuera de quicio” estamos todos viviendo como fantasmas; tenemos que romper con esa idea  del tiempo “productivo”, de la ganancia de la productividad; más allá de eso nos plantean y nos imponen  ese concepto de tiempo las clases presenciales pasaron a ser virtuales el docente pasó a ser una figura 24/7 que no importa horarios, días, siempre tiene que; tiene que estar presente para consultas, informes, y en los papeles todo tiene que “estar bien” ¿porque? Porque no podemos hacer trizas ese tiempo, el tiempo es lineal y se nos está pasando

Sin embargo ese prisionero tiene que volver por los suyos ¿ y si cada uno se abroquelará en los suyo? En lo suyo y en los suyos, como una trama compleja de relaciones, no se lucha para ganar, se lucha para luchar; si todo es caverna, a única libertad posible está en el movimiento junto a otros.

Raquel Acosta

27 años 

Profesora en Psicología y Bibliotecaria

Pirane, Formosa, Argentina.

Dejar un comentario